AÑO 2015 AÑO 11 Nros. 3-4, 2015

El Misionero de la Misericordia cautivó a los cubanos

por Gustavo Andújar Robles

Ante los dichos y los hechos del papa Francisco nadie queda indiferente. Su radical vivencia de la humildad evangélica, su accesibilidad y cercanía, su lenguaje claro y directo, han representado un notable cambio de estilo en relación con sus antecesores y han sorprendido a sus habituales audiencias que, acostumbradas a un lenguaje elaborado y cuidadoso, escuchan ahora a alguien que habla sin temor a ser mal interpretado porque no teme dar explicaciones, reconocer que no usó la expresión más feliz, y aun pedir disculpas. Sobre su reciente visita a Cuba, con la que el Santo Padre ha querido potenciar los canales de comunicación que él mismo ayudó a reabrir entre la Isla y los Estados Unidos, uniendo a ambos países en un mismo viaje, trata el presente artículo, que fija su atención en el modo en que diversos sectores de la sociedad cubana recibieron al “Mensajero de la Misericordia”.