AÑO 2016 AÑO 12 Nro. 1, 2016

La profanación de la estatua de José Martí en el Parque Central

por Jorge Domingo Cuadriello

Llegaba la medianoche del viernes 11 de marzo de 1949 cuando un grupo animoso de marineros norteamericanos pertenecientes a la tripulación de los barcos de guerra atracados en el puerto habanero irrumpió en el Parque Central, se acercó sin pérdida de tiempo a la estatua del Apóstol y tres de ellos comenzaron a escalarla.

Ante los ojos estupefactos de los ancianos que acostumbraban sentarse allí a conversar y de los que ya a esa hora se retiraban de los cines y de los cafés, uno de los uniformados, con agilidad de felino, ascendió hasta lo más alto del monumento y comenzó a hacer piruetas mientras era retratado y, también, cubierto de insultos por los ciudadanos que comenzaron a reaccionar, indignados.