AÑO 2005 Año 1 . No.2, Abril - Junio 2005

Mística y misión. Evocando la memoria de Juan Pablo II

por P. Jesús Espeja, op

Por “mística” entiendo aquí una fuerza interior que impulsa dando brío y coraje;  apasionamiento por una causa; tiene mucho que ver con el amor, esa “divina manía” que  continuamente nos saca de nosotros mismos manteniéndonos jóvenes y siempre disponibles. Cuando esa causa u objetivo son el evangelio de Jesucristo -que todos los seres humanos somos una sola familia y juntos debemos buscar la felicidad de todos- hablamos de mística cristiana.